Microrrec: Nos vamos al terapeuta

martes, 22 de diciembre de 2015





Hipnosis


Como sombras disipadas por un nuevo amanecer;
así le aseguraron que volverían sus recuerdos. Aquellas vivencias que, por alguna razón desconocida, permanecían sepultadas en su memoria. Lo había intentado antes, volviendo a los lugares en que creía que estuvieron juntos y revisando viejas cintas de vídeos, aunque todo fue inútil. No conseguía recordar porqué aquella mañana de diciembre había despertado con las sábanas impregnadas de su ausencia y las manos llenas de sangre. Ahora finalmente lo sabía. Él y también su terapeuta, quien retrocedía con cautela hacia la puerta mientras él, con las pupilas dilatadas y la respiración agitada, se aproximaba poco a poco.




La aportación semanal al REC.




6 comentarios :

  1. Si es que hay profesiones que tienen mucho riesgo. Biquiños!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y además no nos lo imaginamos ¿verdad? ;) Mil besos, Cris y Feliz Navidad.

      Eliminar
  2. Luego de esta experiencia, el terapeuta se dedicó a ser domador de leones: una profesión menos peligrosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues algo así he oído Julio, jajaja. Bienvenido y gracias por tu comentario.
      Un abrazo

      Eliminar
  3. A veces es mejor no penetrar en los misterios profundos de los hombres... Como dice Julio, los leones son mas accesibles...

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo que sucede cuando buceamos en lo desconocido, que puede pasar cualquier cosa, Ildefonso. Gracias por pasar y por comentar.
      Un abrazo.

      Eliminar